martes, 1 de mayo de 2007

Fichados. Una historia del siglo XX en 366 fotos policiales.


El periodista Giacomo Papi ha reunido en su libro Fichados una vasta galería de rostros convertidos en, según palabras de la editorial, «alegoría de la culpa». Al lector corresponde dictaminar, a la vista de su ficha, sobre las causas de su culpabilidad. Fotografías de frente, de perfil, a veces tres cuartos, vemos pasar una interminable galería de rostros conocidos, en su mayoría, que nos acerca al mundo de las fichas policiales, en ellas a través de fotografías y datos se nos intenta plasmar la maldad que puede rodear al ser humano en algún momento de su vida o a lo largo de toda ella.

En 1848, apenas nueve años después de la invención de la fotografía, una prostituta y un ladrón son fotografiados, después de ser detenidos, en la comisaría de Birmingham. Ya desde el principio, puede decirse, la fotografía y la policía descubrieron que iban a ser buenas amigas. Más de 150 años después, la historia de su productiva relación (entre lo mágico y lo científico, pero siempre útil al control y la propaganda) ­es revelada en este libro.

Dentro de las distintas imágenes presentes en el libro podemos ver al líder del pueblo Afro americano Martin Luther King cuando fue detenido por resistencia a la autoridad, al joven cantante Frank Sinatra, por «seducción de mujer casada»; al padre de Microsoft Bill Gates, por conducir sin carné; al cantante inglés Sid Vicius, cuando fue detenido por asesinato.

En esta galería de fichados se mezclan lo delincuentes de poca monta y los magnicidas, los lideres revolucionarios y los jefes mafiosos, asesinos en serie y terroristas que nos han inspirado películas, hasta cantantes y actores populares, pasando por prostitutas y jefes de Estado, e incluso reclusos de campos de concentración. Hay tantos nombres conocidos que los de Al Pacino, Jane Fonda, Hugh Grant, Lula, Fidel Castro, Lenin, Michael Jackson, Jim Morrison, Elvis, Pavese, Carlo Gambino, Jeffrey Dahmer, o la hija de Bush no son más que un botón de muestra de lo que podemos encontrar en las páginas de este libro de Papi.

Para quién quiera conocer más fichas policiales sin tener que desembolsar ningún euro puede acceder a una interesante web estadounidense: The Smoking Gun. The smoking gun (frase metafórica equivalente a la prueba o evidencia del delito) es el nombre con que un par de veteranos periodistas del Village Voice, William Bastone y Daniel Green, fundaron, en 1997, una modesta web. En ella aprovecharían los documentos oficiales acerca de todo tipo de delitos que habían atesorado a lo largo de su trabajo como reporteros de sucesos. Los amparaba la Legislación para la Libertad de Información, que regula los secretos gubernamentales y los pone a disposición de la opinión pública.

1 comentario:

aintzanedeluna dijo...

Hola, soy una pintora que ha enlazado un post con su web (http://josemanuelchapado.blogspot.com/2007/05/fichados-una-historia-del-siglo-xx-en.html). Le escribo para que me visite y le agradecería que hiciera un comentario de la entrada que he escrito (http://deluna.es/2010/03/16/mug-shot/).
Un saludo.
Luna
info@deluna.es
http://deluna.es/